Inicio Armenia Cadmio y plomo superan los valores máximos permitidos en el acueducto de...

Cadmio y plomo superan los valores máximos permitidos en el acueducto de Armenia

Compartir

De acuerdo al mapa de riesgo de la calidad del agua para consumo humano, entregado por la Secretaría de Salud de Armenia, metales pesados como el Cadmio y el Plomo, así como el Benzo Perileno (hidrocarburo aromático policíclico), superan los valores máximos permitidos en el acueducto de la capital quindiana.



Luz Yenny Gutiérrez, Jefe de Salud Pública de Armenia, señaló que el mapa de riesgo es un deber de cada municipio, y que éste se realizó con información suficiente y muestreos de laboratorio, con el objetivo de encontrar elementos que pudieran estar contaminando el agua.

“Hay algunas sustancias que están en este momento presentes en el agua, de las cuales esperamos avanzar mucho más en la investigación para conocer su impacto. Hablamos del Cadmio, Benzo  Perileno y el Plomo. Pero hay una cosa que quiero que quede clara, es que no son concluyentes las cifras porque las situaciones cambian de acuerdo al clima y otras condiciones. La Secretaría de Salud seguirá para conocer con mayor profundidad la situación”, comentó Gutiérrez.

Por otro lado, aunque este estudio manifestó que la presencia de Antimonio, Cianuro libre Disociable, Mercurio, Carbono Orgánico total y Hierro Total no superan los valores máximos aceptables para agua de consumo humano, establecidos por la Resolución 2115 de 2015, se recomienda realizar un monitoreo y vigilancia sanitaria constante.

Sobre el tema; Luis Carlos Serna, investigador y representante al Consejo directivo de la CRQ por las ONG ambientalistas, comentó que los metales pesados son bioacumulables en el organismo y por tanto, no se eliminan. “El plomo por ejemplo tiene repercusiones serias en el desarrollo infantil y en la inteligencia. El mercurio se presenta dando lugar a elementos cancerígenos, igual el carbono orgánico total, que hay que monitorearlo de manera continua, porque al estar muy elevados los niveles de carbono y al agregar cloro se forma un órgano clorado, generando sustancias promotoras de cáncer, es delicado en términos de salud pública” dijo.

Por su parte, Empresas Públicas de Armenia, expresó que el informe de Riesgo de Calidad de Agua, IRCA, correspondiente al mes de junio de 2018, arrojó una calificación de 0,57 al agua captada, tratada y suministrada por Empresas Púbicas de Armenia ESP. Cuando el resultado de este control se ubica en el rango 0,00 – 5,00 es calificado como sin riesgo.