Inicio Africa Italia: 25 inmigrantes hallados muertos asfixiados en un barco

Italia: 25 inmigrantes hallados muertos asfixiados en un barco

Compartir


El descubrimiento por parte de los guardacostas italianos de los cuerpos de 25 inmigrantes que murieron asfixiados en la sala de máquinas de un barco sobrecargado de refugiados provenientes de Libia suscitó conmoción este lunes en Italia.

Según las primeras investigaciones, los inmigrantes fallecidos, la mayoría varones jóvenes subsaharianos, fueron las primeras personas que subieron a la pequeña embarcación de unos 15 metros y se instalaron en la sala inferior de motores, donde tan sólo se podía acceder a través de una escotilla de apenas 50 centímetros de ancho.

Del barco, que llegó a la isla de Lampedusa (sur), desembarcaron 271 personas vivas, entre ellas 36 mujeres y 21 niños, las cuales no advirtieron a las autoridades de la presencia de los cadáveres.

Los cadáveres fueron descubiertos cuando los inmigrantes fueron transferidos a un barco de los guardacostas.

“Se trata de 25 cuerpos de hombres, provenientes probablemente de Africa”, aseguró el comandante del puerto de Lampedusa, Antonio Morana.

“La causa de la muerte se debe aún establecer”, precisó el oficial, quien estima que la lancha zarpó de Libia hace tres días.

Los magistrados de Agrigento (Sicilia), ordenaron la realización de autopsias y abrieron una investigación para determinar las circunstancias en las que murieron los inmigrantes.

“Los primeros exámenes indican que murieron a causa de la asfixia”, afirmó el procurador Renato Di Natale.

“La policía va a interrogar a los supervivientes para tratar de entender lo que ocurrió en el barco, el cual quedó bajo secuestro judicial”, explicó.

Al término de la evacuación del barco, avistado por las autoridades tras una llamada de socorro realizada a través de un móvil por uno de los pasajeros, los agentes inspeccionaron dentro de la pequeña escotilla abierta, donde se encontraron con el cúmulo de cadáveres.

“Una escena que no podré olvidar jamás”, confesó uno de los socorristas.

“Calculamos que las víctimas fallecieron probablemente hace unas 48 horas debido a que los cadáveres comenzaban a descomponerse”, contó Pietro Bartolo, médico del hospital de Lampedusa.

Es posible que las víctimas hayan muerto por haber permanecido por horas dentro del habitáculo expuestas a los gases del viejo motor del barco y que cuando intentaron salir los inmigrantes que se encontraban en la parte superior lo impidieran debido a la falta de espacio en el puente.

Los supervivientes, provenientes de Somalia, Nigeria y Ghana, están “muy afectados e impresionados por lo que ocurrió”, contó Tarek Brhane, de la ONG Save The Children, quien asiste a los refugiados, los cuales huyen de los bombardeos en Libia y de los conflictos en sus países.

“Buena parte de los muertos son amigos o parientes de los vivos”, comentó a la prensa.

Los cadáveres han sido colocados en bolsas de plástico verdes y dispuestos en fila sobre el muelle del puerto. Algunos serán enterrados en Lampedusa, precisó el alcalde de la isla.

“La ausencia de una política europea para la protección de la vida de los inmigrantes resalta frente al grave y dramático aumento del número de muertos en el mar Mediterráneo”, denunció el Partido Democrático (PD, izquierda).

Miles de personas que huyen de Libia, en su mayoría trabajadores inmigrantes procedentes del sur del Sáhara, llegaron en los últimos meses a Lampedusa, ubicada a 205 km de la isla de Sicilia y a 113 km de Túnez, siendo el territorio italiano más meridional.

Parte de ellos se ha ahogado durante la travesía, por lo que no se cuenta con cifras precisas.

Según datos de la cancillería italiana divulgados en mayo, 11.000 inmigrantes provenientes de Libia han desembarcado este año en Italia.